Mostrando articulos por etiqueta: estadística

Logo DownCiclopedia. Fundación Iberoamericana Down21PERFIL DEMOGRÁFICO DEL SÍNDROME DE DOWN EN ESPAÑA
 
Nota. Los datos que ofrecemos a continuación están basados en un estudio elaborado por el Prof. Agustín Huete, del INICO (Universidad de Salamanca), de próxima publicación (2016).
 
Para cuantificar la población con síndrome de Down es preciso considerar dos conceptos clásicos en el análisis demográfico y epidemiológico: la incidencia y la prevalencia.

La incidencia es un indicador que refiere el número de casos nuevos en una población determinada y en un periodo determinado. La prevalencia refiere la proporción de individuos de un grupo o una población que presentan una característica determinada, en un momento dado. Dicho de una manera simple, prevalencia refiere “cuántos hay” e incidencia refiere “cuántos nuevos llegan” en un período de tiempo determinado.

A pesar de que en España existen muchas fuentes que permiten estudiar de manera detallada la incidencia y prevalencia de la población con discapacidad en general, en el caso del síndrome de Down, dada su magnitud y dispersión, las opciones se reducen fundamentalmente a las siguientes:

Para el análisis de prevalencia (es decir, la cuantificación de la población), existen dos fuentes que registran el síndrome de Down:
 

  1. Base de Datos Estatal de Discapacidad (BDEPD2012): consta de más de 3 millones de registros de personas que han solicitado reconocimiento oficial de discapacidad. Esta base de datos se consolida a partir de los registros que realizan las 17 Comunidades Autónomas, que son las administraciones competentes en la materia.
  2. Encuesta de Discapacidad, Autonomía Personal y Situaciones de Dependencia (EDAD2008): es una gran operación estadística realizada por el Instituto Nacional de Estadística (INE). La fiabilidad de los datos proporcionados por la EDAD2008 a nivel global queda garantizada por la amplitud de la base muestral, de 96.075 hogares (25.075 hogares más que en la edición de 1999) y por el método de muestreo llevado a cabo, aleatorio estratificado en dos etapas, en función de secciones censales y las viviendas familiares principales. Sin embargo, para grupos relativamente pequeños, como la población con síndrome de Down, la posibilidad de extraer perfiles demográficos precisos o muy desagregados se puede ver afectada por altos errores de muestreo, por lo que no resulta recomendable.

La tercera fuente, y única para el análisis de incidencia, es el denominado Estudio colaborativo español de malformaciones congénitas (ECEMC), un Programa de Investigación que registra desde 1976 las causas por las que se producen los defectos y malformaciones congénitas, que se observan en niños recién nacidos.

Leer más

Publicado en Blog
Viernes, 17 de Enero de 2014 08:35

El Barómetro del CIS, una oportunidad

 
En general, el tratamiento de la población con discapacidad en el terreno de la información estadística, se podría resumir en invisibilidad y discriminación: la discapacidad aparece poco en las encuestas, se encuesta poco a personas con discapacidad, cuando no se las excluye directamente y sin rubor de los trabajos de campo.
 
Recientemente el Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) ha publicado los resultados del Barómetro de diciembre de 2013, en el que entre otras muchas cuestiones, aborda el fenómeno de la discapacidad. De entrada, esta es una gran noticia, porque el CIS termina así con un largo periodo en el que no había realizado estudios sobre un grupo poblacional muy amplio, como es el de la discapacidad.
 
Los Barómetros de Opinión son encuestas que el Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) realiza con una periodicidad mensual –excepto los meses de agosto– para medir el estado de la opinión pública española del momento. Para ello se entrevista en torno a 2.500 personas elegidas al azar dentro del territorio nacional, de las que además de sus opiniones, se recoge una amplia información social y demográfica.
 
El momento en el que el CIS ha incluido temas de discapacidad en uno de sus barómetros es especialmente oportuno, y supone un impulso más en la lucha contra la invisibilidad de las personas con discapacidad en la información estadística. Lamentablemente, no podemos decir que el Barómetro sea además, un paso en la lucha contra la discriminación.
 
Quienes nos dedicamos a la producción de información estadística sobre discapacidad hemos recibido este Barómetro con cierta decepción, no tanto por los resultados, como por la forma en la que se ha realizado. La encuesta del CIS presenta lagunas sobre cuestiones conceptuales básicas como por ejemplo: que la discapacidad no se “padece”, que la discapacidad no es un fenómeno únicamente relacionado con dificultades de movilidad, o las personas que no hablan, sí se comunican.
 
Existe una cantidad ingente de producción científica que podría haber servido como apoyo para una correcta definición operativa de discapacidad, que sirviera como marco para el diseño de las preguntas, que el CIS parece haber obviado. Como resultado, encontramos un cuestionario cargado de estereotipos, parcial y con una construcción conceptual muy poco consistente. En cualquier caso, aunque esto es grave, podría resultar comprensible.
 
Lo que en cambio no es tan comprensible es que la herramienta utilizada para realizar este Barómetro (el cuestionario) contenga serios errores metodológicos en su diseño. No resulta aceptable que un organismo del prestigio y trayectoria del CIS haya obviado las normas básicas que es preciso respetar para garantizar la obtención de datos válidos (que miden lo que quieren medir) y fiables (que miden de forma precisa). Por añadidura, la redacción de muchas preguntas está afectada claramente por riesgo de “deseabilidad social” -esa tendencia que tenemos a contestar lo que creemos que el entrevistador quiere escuchar, o en todo caso lo “políticamente correcto”, cuando nos hacen una encuesta-.
 
A pesar de estas dificultades, el barómetro del CIS nos ofrece algunos datos interesantes que merece la pena destacar, entre ellos, que casi la mitad de la población reconoce incomodidad en presencia de personas con discapacidad. Esta tendencia al rechazo se manifiesta luego en menores expectativas en actividades productivas, o en la responsabilidad que debe asumir la familia, por ejemplo. 
 
El Barómetro confirma que las ONGs, principal fuente de apoyo para las personas con discapacidad, aventajan abrumadoramente al sector público tanto en prestación de servicios como en imagen social. A pesar de esto, la mayoría de las personas con discapacidad está fuera de las redes de apoyo (tanto públicas como "privadas"), lo cual resulta clave en términos de invisibilidad y discriminación.
 
Tiempo habrá para entrar con mayor detenimiento en los datos de este Barómetro, así como en sus implicaciones metodológicas. Ahora es el momento de celebrar este nuevo aporte de información, y agradecer al CIS y otros organismos sus esfuerzos por mejorar la información estadística sobre discapacidad. Una oportunidad.
 
Agustín Huete García
Universidad de Salamanca
www.intersocial.es 
 
 
 
Publicado en Blog

La discapacidad es una de las fuentes de discriminación más extendidas en la sociedad actual, reconocida con frecuencia por casi medio millón de personas en España, según cifras recientes. La discriminación, como hecho que se produce en la interacción entre personas, es percibida fundamentalmente en escenarios de la vida cotidiana. A partir de un planteamiento operativo de Exclusión Social propuesto por Laparra et al., (2007), y utilizando como fuente de datos principal la Encuesta Social Europea (2010), se presentan evidencias de discriminación de la población con discapacidad en España en los ejes económico, político-social y de relaciones sociales, en comparación con la población general.

Artículo publicado de Agustín Huete García, publicado en la Revista Española de Discapacidad, edutada por el Centro Español de Documentación (CEED).

Número completo disponible aquí: http://www.cedd.net/redis/index.php/redis/issue/archive

 

Publicado en Blog

LOGO CERMIEl Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (CERMI) ha puesto en marcha un punto focal especializado sobre personas con discapacidad y estadísticas, que elaborará propuestas para que esta realidad sea bien conocida en todos sus aspectos y a partir de ese conocimiento puedan tomarse las mejores decisiones políticas.

El artículo 31 de la Convención Internacional sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad, vigente en España, dedicado a la recopilación de datos y estadísticas, dispone que “los Estados Partes recopilarán información adecuada, incluidos datos estadísticos y de investigación, que les permita formular y aplicar políticas, a fin de dar efecto a la presente Convención”.

En línea con este mandato, en España se han sucedido en los últimos tiempos diferentes iniciativas orientadas a mejorar la identificación y caracterización de la discapacidad en el máximo número de operaciones estadísticas.

Esta actividad ha tenido ya resultados destacados, como la puesta en práctica, a propuesta del CERMI, de la operación “El empleo de las personas con discapacidad”, la presencia del sector de la discapacidad, a través de la Fundación ONCE, en la comisión permanente del Consejo Superior de Estadística o la elaboración de algunas publicaciones del CERMI con recomendaciones sobre discapacidad para el Instituto Nacional de Estadística (INE) y el Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS).

De estos y otros trabajos, se desprenden como grandes conclusiones, por un lado, que las encuestas habitualmente no preguntan, o preguntan mal sobre discapacidad y, por otro, que las muestras que se utilizan, generalmente, son escasas para este grupo poblacional.

El punto focal del CERMI sobre estadísticas, dirigido por el profesor  de la Universidad de Salamanca, Agustín Huete, pretende dar respuesta fundamentalmente a la primera de las cuestiones indicadas, aunque indirectamente también tratará de hacerlo a la segunda. El propósito es buscar una o varias formas de captar información sobre población con discapacidad, en todas o casi todas las operaciones estadísticas que se realizan en España, así como proponer su aplicación efectiva.

Fuente:  http://CERMI.ES

Publicado en Blog
Jueves, 14 de Marzo de 2013 19:28

Encuesta Nacional de Salud 2011– 2012

 

Más de tres cuartas partes de la población española, el 75,3%, percibe su estado de salud como bueno o muy bueno. Así lo revela la última Encuesta Nacional de Salud 2011-2012, que han presentado hoy en el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad la secretaria general de Sanidad y Consumo, Pilar Farjas, y el presidente del Instituto Nacional de Estadística (INE), Gregorio Izquierdo. Se trata del valor más elevado desde que se elabora este estudio y supone un aumento de 5,3 puntos en relación a la última Encuesta, correspondiente a 2006-2007.

La Encuesta Nacional de Salud, que realizan de forma conjunta el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad y el INE, cumple este año su 25 aniversario, pues se realizó por primera vez en 1987. Tiene una periodicidad quinquenal, y se alterna cada dos años y medio con la Encuesta Europea de Salud. Los datos presentados en la edición de 2013 corresponden a más de 26.500 entrevistas realizadas en el segundo semestre de 2011 y el primero de 2012. Entre los resultados del estudio, además de una importante mejora en el estado de salud percibido, destaca el descenso en el número de fumadores, el menor uso de la mayoría de los servicios sanitarios y el aumento de las patologías crónicas y del exceso de peso en la población.

En cuanto al estado de salud, la percepción de que es bueno o muy bueno es mayoritaria. No obstante, se mantienen las diferencias entre hombres y mujeres. El 79,3% de los varones declaran tener buena salud, frente al 71,3% de las mujeres. Esta percepción positiva disminuye con la edad, y en el grupo de 85 años y más se reduce a algo menos de un tercio de la población.

Enfermedades crónicas 

Sin embargo, el 53,5% de los mayores de 65 años declara no presentar ningún tipo de dependencia personal, ni para las tareas cotidianas ni de movilidad. La autonomía es también más frecuente en hombres (61,3%) que en mujeres (47,7%).

La encuesta, no obstante, revela un aumento de las enfermedades crónicas. Al menos uno de cada seis personas mayores de 15 años padece alguno de los trastornos más frecuentes: dolor de espalda, hipertensión, atrosis, artitis o reumatismo, hipercolesterolemia y dolor cervical crónico. En los últimos 25 años, trastornos como la hipertensión y la diabetes han experimentado un importante aumento: del 11,2% al 18,5% en el caso de la hipertensión y del 4,1 al 7% en el de la diabetes. En cuanto al colesterol elevado, su prevalencia se ha duplicado, pasando del 8,2 al 16,4% de la población.

Uso de los servicios sanitarios

La Encuesta 2011-2012 revela también un descenso en el uso de la mayoría de los servicios de salud. En este sentido, cambia la tendencia creciente registrada hasta 2003 para consultas y hospitalización y hasta 2006 para la atención urgente. El 82,3% de la población declara haber consultado al médico en el último año, mientras que el 28,3% ha acudido a los servicios de urgencias y el 7,9% ha estado ingresado. El único servicio cuyo uso aumenta es el hospital de día, pasando de un 6,3% hace cinco años a un 6,9%. La explicación es que han aumentado los procesos clínicos que, si bien hace años exigían hospitalización, hoy se realizan de manera ambulatoria.

Al mismo tiempo que se ha producido este descenso, ha bajado también la percepción de “inaccesibilidad” a la asistencia médica: sólo un 2,2% de las mujeres y un 1,8% de los hombres han declarado que han necesitado asistencia y no han podido acceder a ella. Es la cifra más baja desde que se introdujo esta pregunta en la encuesta, en el año 2001, y supone una reducción a casi la mitad en relación a la última Encuesta, de 2006-2007. 

Actividades de prevención 

En cuanto a la prevención, destaca la extensión de las pruebas para detectar de forma precoz el cáncer de mama. Más del 77% de las mujeres entre 50 y 69 años se han sometido a una mamografía. Asimismo, más del 70% de las mujeres de 25 a 64 años se han hecho una citología vaginal en los últimos cinco años, recomendada para la detección precoz del cáncer de cuello de útero. La vacunación de la gripe estacional, sin embargo, ha descendido desde la última Encuesta. 

Además del estado de salud, en esta edición se ha analizado la calidad de vida relacionada con la salud en adultos. En este ámbito, el problema que se presenta con mayor frecuencia es el dolor o malestar, que afecta al 24,8% de la población, seguida de la ansiedad o depresión, que afecta al 14,6%.

Diferencias entre sexos

La Encuesta, por último, también aborda las diferencias entre sexos en relación al trabajo doméstico y al cuidado de menores o de personas en situación de dependencia. Aunque las mujeres que asumen en solitario estas tareas son menos que en la edición pasada (2006-2007), persisten importantes desigualdades. Sólo el 2,2% de los hombres que conviven con menores asume en solitario su cuidado, frente a un tercio de las mujeres. En el caso de los dependientes, casi la mitad de las mujeres que convive con estas personas las cuida en solitario, frente al 16,6% de los hombres. Y un 44,5% de las mujeres realiza, también en solitario, las tareas del hogar, frente a sólo un 9,7% de los varones. 

Fuente: http://entremayores.es/spa/default.asp?nar1=1

 

Publicado en Blog

El Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (CERMI) ha planteado al Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) una batería de propuestas para que sus investigaciones tengan en cuenta la perspectiva de la discapacidad y se ayude así a establecer una imagen actualizada y fiel de esta parte de la ciudadanía.

Estas propuestas se contienen en una publicación titulada “Imagen social, opinión pública y discapacidad. Análisis formal y de contenido sobre discapacidad en las referencias del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS)”, a cargo de Agustín Huete García y Martha Quezada, de InterSocial.

El artículo 31 de la Convención Internacional sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad dedicado a la “Recopilación de datos y estadísticas”, dispone que “los Estados Partes recopilarán información adecuada, incluidos datos estadísticos y de investigación, que les permita formular y aplicar políticas, a fin de dar efecto a la presente Convención”.

Con el objetivo de dar cumplimiento a este mandato, que vincula al Reino de España como parte del tratado internacional, el CERMI se  propuso realizar un análisis del tratamiento actual y oportunidades de mejora respecto de los registros que se realizan de la discapacidad en las referencias estadísticas y sociológicas que promueven diversos organismos en España.

Como primera parte de esta iniciativa, se examinaron las referencias estadísticas del Instituto Nacional de Estadística (INE). El resultado de este análisis fue editado recientemente por CERMI con el título: La discapacidad en las fuentes estadísticas oficiales. Examen y propuestas de mejora (CINCA/CERMI, 2011).

La nueva publicación constituye por tanto un segundo paso en este análisis, y se centra en las referencias estadísticas que realiza el CIS; para ello, al igual que se hizo en el caso del INE, se trata la información a partir de la descripción, análisis de la forma en que se acerca (o no) a la discapacidad en su diseño, y una batería de propuestas de mejora, para que en su caso la discapacidad figure como hecho relevante en todas las operaciones estadísticas futuras de interés para esta realidad social.

La metodología del estudio es fundamentalmente la misma que se utilizó para el anterior estudio de las referencias del INE, aunque con adaptaciones derivadas de la forma en que el CIS organiza sus estudios. En un primer paso, se han revisado exhaustivamente todas las referencias estadísticas del CIS, se han seleccionado aquellas que resultan de interés, y se ha redactado una ficha técnica por cada referencia relevante, con los siguientes datos: descripción técnica, período de realización, tratamiento de cuestiones relativas a la población con discapacidad, análisis y propuestas de mejora.

La obra acaba de ser editada por el CERMI en su colección Telefónica Accesibled y se puede descargar en este enlace: http://www.cermi.es/es-ES/Noticias/Paginas/Inicio.aspx?TSMEIdNot=3982

FUENTE: CERMI

Publicado en Blog

La macroencuesta sobre violencia contra las mujeres que tiene previsto realizar el Gobierno este año incluirá la variable de discapacidad, según figura en el programa que desarrollará en 2012 el Plan Estadístico Nacional 2009-2012.

Este programa, publicado hoy en el Boletín Oficial del Estado (BOE), indica que el objetivo de la citada macroencuesta es identificar y cuantificar el número de mujeres sometidas a violencia de género y su incidencia en función de las características sociodemográficas de víctimas y agresores.

En función de la misma fuente, el estudio incluirá variables como la violencia declarada alguna vez en la vida y en el último año, situación familiar y laboral de las encuestadas, nivel educativo, creencias religiosas e ideológicas, nivel de ingresos en el hogar, nacionalidad de las víctimas y discapacidad. El estudio lo elaborará el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad a mujeres residentes en España mayores de 18 años.

Por otra parte, el programa que desarrollará en 2012 el Plan Estadístico Nacional 2009-2012 cruzará, como viene haciendo desde 2009, los datos de la Encuesta de Población Activa (EPA) con los de la Base Estatal de Personas con Discapacidad (BEPD) para conocer mejor cuál es la situación real de empleo entre los ciudadanos con discapacidad.

Este año, se analizará y depurará la BEPD, facilitada por el Instituto de Mayores y Servicios Sociales (Imserso) y se eliminarán los duplicados. Una vez esto, se asignarán identificadores a los registros de la EPA de 2010 y 2011 y se cruzarán sus datos con los de la BEPD para su posterior análisis.

Pero en esta ocasión, el cruce de datos se ampliará a cuestiones sociales, de tal forma que se analizará e incorporará información procedente del fichero de prestaciones sociales por funciones (vejez, supervivencia, invalidez, etc.), contenida en el registro de prestaciones públicas del Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS).

Fuente: Servimedia.

Publicado en Blog

En este documento, realizado por InterSocial para el CERMI, se dispone de un análisis del tratamiento actual y oportunidades de mejora respecto de los registros que se realizan de la discapacidad en las referencias estadísticas que promueve, efectúa o edita el Instituto Nacional de Estadística (INE).

El CERMI ha publicado “La discapacidad en las fuentes estadísticas oficiales. Examen y propuestas de mejora “. Un análisis del tratamiento actual y oportunidades de mejora respecto de los registros que se realizan de la discapacidad en las referencias estadísticas que promueve, efectúa o edita el Instituto Nacional de Estadística (INE).

La iniciativa comprende realizar para cada referencia estadística del INE una descripción, un análisis de la forma en que se acerca (o no) a la discapacidad en su diseño, y una batería de propuestas de mejora, para que en su caso la discapacidad figure como hecho relevante en todas las operaciones estadísticas de interés para esta realidad social.

La metodología del estudio, como se indica más adelante, pasa por revisar exhaustivamente todas las referencias estadísticas del INE, seleccionar aquellas que resulten de interés y editar y redactar una ficha técnica por cada referencia relevante, con los siguientes datos: descripción técnica, período de realización, tratamiento de cuestiones relativas a discapacidad y propuestas de mejora.

El trabajo incluye un informe detallado, así como con un resumen de información obtenida y principales propuestas.

Este análisis formal y de contenido sobre discapacidad en todas las encuestas y referencias estadísticas del INE obedece al propósito de conocer con fiabilidad y en tiempo real la realidad de la discapacidad, en sus múltiples dimensiones, normalizando su presencia en las operaciones estadísticas oficiales.

Publicado en Documentos

"La discapacidad en las fuentes estadísticas oficiales. Examen y propuestas de mejora" es un estudio realizado por la empresa de Consultoría e Investigación Social InterSocial para el CERMI. En dicho estudio se realiza un análisis del tratamiento actual y oportunidades de mejora con respecto a los registros que se realizan de la discapacidad en las referencias estadísticas que promueve, efectúa o edita el INE. Para cada referencia estadística se realiza una descripción, un análisis de la forma de aproximación a la discapacidad en su diseño y una batería de propuestas de mejora, con el objetivo de que la discapacidad figure como hecho relevante en todas las operaciones estadísticas de interés para esta realidad social.

En este sentido, este análisis formal y de contenido sobre la discapacidad en todas las encuestas y referencias estadísticas del INE obedece al propósito de conocer la fiabilidad, y en tiempo real, de la discapacidad, en sus múltiples dimensiones, normalizando su presencia en las operaciones estadísticas oficiales.

Documento

Publicado en Blog
Euroalert.net (1/04/2011)
 
El Tercer Informe sobre Demografía publicado por la Comisión Europea y la Oficina Europea de Estadísticas (Eurostat) indica que los europeos viven más tiempo y lo hace de forma más saludable. El informe confirma algunas tendencias recientes y aporta nuevos datos sobre la fertilidad, la esperanza de vida y la inmigración con un enfoque especial en aspectos de movilidad, en cuestiones tales como las experiencias de trabajo transfronterizas y los nuevos patrones familiares. Estos datos resultan fundamentales a fin de ajustar la evolución de ciertas políticas en función de los cambios demográficos de una población y de sus necesidades reales.
 
El Tercer Informe Europeo sobre Demografía presentado por la Comisión Europea en la reunión ministerial informal sobre la demografía y la política familiar celebrada en Budapst, muestra una tendencia positiva con respecto a la fertilidad, que sigue aumentando lentamente. De acuerdo con el informe este indicador a aumentado de 1,45 hijos por mujer a 1,6. No obstante, para una población resulte auto-sostenible este indicador debería aún mantenerse en 2,1 hijos por mujer.
 
La esperanza de vida también ha estado aumentando en una tendencia casi constante y uniforme a razón de 2 a 3 meses por año, siendo la principal causa del envejecimiento de la población. Los datos sobre el envejecimiento de la población se han convertido en uno de los elementos de mayor importancia teniendo en cuenta su incidencia en políticas sobre la edad de jubilación o la revisión de los sistemas de pensiones que actualmente están en juego debido a la crisis económica. Al mismo tiempo, el reto demográfico es también un reto geográfico con poblaciones en cuatro estados miembros disminuyendo rápidamente, los casos de Bulgaria, Letonia, Lituania y Rumanía, bajo los efectos del crecimiento natural y la migración hacia el exterior.

El informe señala que las políticas familiares modernas son una buena manera de mejorar el empleo a través de una mejor conciliación entre el trabajo remunerado y los compromisos familiares. Se muestra una correlación positiva entre la participación de la mujer en el trabajo y mayores tasas de fertilidad. Por otra parte, en términos de movilidad dentro de la UE, la nueva encuesta del Eurobarómetro muestra que uno de cada cinco de los encuestados en la Unión ha trabajado o estudiado en otro país, ha vivido con una pareja de otro país o posee propiedades en el extranjero. Éstas son también tendencias que inciden en desarrollos legislativos realizados por la Comisión, tales como la clarificación de los derechos patrimoniales de las parejas internacionales o el reglamento sobre la ley aplicable a los divorcios de matrimonios internacionales.

El informe también muestra cómo el crecimiento de la población europea sigue siendo impulsado principalmente por la inmigración. Los ciudadanos no comunitarios han llegado a la UE a un ritmo de 1 a 2 millones y la movilidad dentro de la UE también ha aumentado. Se espera que para 2060 la proporción de los migrantes y sus descendientes se duplique. Aunque la inmigración neta se ha reducido a la mitas debido a la crisis, el número total de nacionales de terceros países dentro de las fronteras de la UE todavía sigue aumentando. Los nuevos datos también muestran que la segunda generación de inmigrantes tienden a alcanzar niveles similares a los locales en la educación y se esfuerzan por alcanzar niveles similares en el empleo, aunque aún se ven frenados por altas tasas de desempleo. Esta es un área en particular donde la UE tiene que continuar la promoción de políticas activas de inclusión y las medidas para fomentar la integración.

El informe fue presentado durante la semana temática de “Europa para las familias, Familias para Europa” organizada en Budapest por la Presidencia húngara. La Comisión también presentó los resultados de una encuesta del Eurobarómetro sobre nuevos europeos, encargada para profundizar en la conexión de los ciudadanos con otros países. Esos datos se utilizarán en el debate previo a la comunicación sobre demografía y el Año Europeo 2012 dedicado al envejecimiento activo.
El informe completo se puede consultar en el siguiente enlace:
Publicado en Blog
Página 1 de 2